El Hospital Recoletas de Zamora incorpora una Unidad de Medicina Paliativa

El objetivo de este nuevo servicio es ofrecer la máxima calidad de vida posible para el paciente y su familia, a través de una atención médica de excelencia, teniendo en cuenta sus necesidades físicas, emocionales, sociales y espirituales.

La Unidad, coordinada por la doctora Marisol Asperilla, del Servicio de Medicina Interna, cuenta con un equipo multidisciplinar formado por especialistas en Medicina Interna, Medicina General, Enfermería, Psicología y Trabajo Social.

La alta complejidad de estos pacientes precisa de requerimientos específicos e individualizados, y una atención integral, especializada, y profesional mediante el seguimiento continuo por parte de un equipo de trabajo multidisciplinar. De esta forma, la Unidad, coordinada por la doctora Marisol Asperilla, del Servicio de Medicina Interna, está formada por especialistas en Medicina Interna, Medicina General, Enfermería, Psicología y Trabajo Social, lo que permite establecer un plan terapéutico basado en una asistencia integral del paciente y su entorno.

Concretamente, estos profesionales ayudan al paciente y a su familia en distintos aspectos como alteraciones físicas, sociales y emocionales, procurando el mayor bienestar posible y mejorando su calidad de vida.

Por otro lado, el lugar de atención de los pacientes con enfermedad avanzada e irreversible es muy importante. En este sentido, en la Unidad se integran Atención Hospitalaria y Atención Domiciliaria asegurando en cada momento el lugar idóneo de asistencia, respetando la propia decisión y dignidad de la persona.