Pedir cita

Pedir cita online

Selecciona el centro donde quieres pedir cita

Enfermedades o patologías

Enfermedades o patologías

Estrabismo

Es un trastorno en el cual los dos ojos no se alinean en la misma dirección y, por lo tanto, no miran al mismo objeto al mismo tiempo. La afección se conoce más comúnmente como "ojos bizcos" (estrabismo convergente).

Causas

Seis músculos diferentes rodean cada ojo y trabajan "como un equipo", lo cual permite que ambos ojos se enfoquen en el mismo objeto. En alguien con estrabismo, estos músculos no trabajan juntos. En consecuencia, un ojo mira a un objeto, mientras el otro ojo se voltea en una dirección diferente para enfocarse en otro objeto. Cuando esto ocurre, se envían dos imágenes diferentes al cerebro: una desde cada ojo. Esto confunde al cerebro. En los niños, el cerebro puede aprender a ignorar la imagen proveniente del ojo más débil. Si el estrabismo no se trata, el ojo que el cerebro ignora nunca verá bien. Esta pérdida de la visión se denomina ambliopía y también recibe el nombre de "ojo perezoso". Algunas veces, la ambliopía se presenta primero y causa el estrabismo. En la mayoría de los niños con estrabismo, la causa se desconoce. En más de la mitad de estos casos, el problema está presente al nacer o poco después, lo cual se denomina estrabismo congénito. La mayoría de las veces, el problema tiene que ver con el control muscular y no con la fortaleza del músculo. Otros trastornos asociados con el estrabismo en los niños abarcan:
  • Síndrome de Apert
  • Parálisis cerebral
  • Rubéola congénita
  • Hemangioma cerca del ojo durante la lactancia
  • Síndrome de incontinencia pigmentaria
  • Síndrome de Noonan
  • Síndrome de Prader-Willi
  • Retinopatía del prematuro
  • Retinoblastoma
  • Lesión cerebral traumática
  • Trisomía 18
El estrabismo que aparece en los adultos puede ser causado por:
  • Botulismo
  • Diabetes (causa una afección conocida como estrabismo paralítico adquirido)
  • Enfermedad de Graves
  • Síndrome de Guillain-Barré
  • Lesión en el ojo
  • Intoxicación por mariscos
  • Accidente cerebrovascular
  • Lesión cerebral traumática
  • Pérdida de la visión por cualquier enfermedad o lesión ocular
Un antecedente familiar de la enfermedad es un factor de riesgo. La hipermetropía puede ser un factor contribuyente, especialmente en niños. Además, cualquiera otra enfermedad que cause pérdida de la visión también puede ocasionar estrabismo.

Síntomas

Los síntomas del estrabismo pueden estar presentes todo el tiempo o pueden aparecer y desaparecer. Pueden abarcar:
  • Estrabismo (ojos bizcos).
  • Visión doble.
  • Ojos que no se alinean en la misma dirección.
  • Movimientos oculares descoordinados (los ojos no se mueven juntos).
  • Pérdida de la visión o de la percepción de profundidad.
Es importante destacar que probablemente los niños nunca presenten visión doble, debido a que la ambliopía se puede presentar rápidamente.

Pruebas y exámenes

El médico hará un examen físico que abarca una revisión detallada de los ojos. Igualmente se llevarán a cabo exámenes para determinar qué tan desalineados están los ojos.
  • Reflejo corneal a la luz
  • Prueba de oclusión/desoclusión
  • Examen de la retina
  • Examen oftálmico estándar
  • Agudeza visual
También se lleva a cabo un examen del cerebro y el sistema nervioso (neurológico).

Expectativas (pronóstico)

Después de la cirugía, los ojos pueden lucir derechos, pero los problemas de visión pueden seguir.

El niño todavía puede tener problemas de lectura en la escuela y para los adultos conducir puede ser más difícil. La visión puede afectar la capacidad para practicar deportes.

En la mayoría de los casos, el problema se puede corregir si se detecta y se trata a tiempo. Si el tratamiento se demora, se puede presentar pérdida de la visión de manera permanente en un ojo. Aproximadamente un tercio de los niños con estrabismo presentará ambliopía.

Muchos niños padecerán estrabismo o ambliopía de nuevo, por lo que se necesita una vigilancia cuidadosa.

La patología esta asociada a:


Índice de enfermedades y patologías


Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. Leer política de cookies

Aceptar