Pedir cita

Pedir cita online

Selecciona el centro donde quieres pedir cita

Enfermedades o patologías

Enfermedades o patologías

Neumonia

Es una afección respiratoria en la cual hay una infección del pulmón.

Este artículo cubre la neumonía extrahospitalaria. Este tipo de neumonía se encuentra en personas que no hayan estado recientemente en el hospital u otro centro de atención médica, como un hogar de ancianos o un centro de rehabilitación. La neumonía que afecta a las personas en centros de atención médica, tales como hospitales, se denomina neumonía intrahospitalaria.

Causas

La neumonía es una enfermedad común que afecta a millones de personas en los Estados Unidos todos los años. Pueden causarla microbios llamados bacterias, virus y hongos. En los adultos, las bacterias son la causa más común de neumonía. Las formas como se puede contraer la neumonía incluyen:
  • Las bacterias y virus que viven en la nariz, los senos paranasales o la boca pueden propagarse a los pulmones.
  • Usted puede inhalar algunos de estos microbios directamente hacia los pulmones.
  • Usted inhala alimento, líquidos, vómitos o secreciones desde la boca hacia los pulmones (neumonía por aspiración).
La neumonía puede ser causada por muchos tipos de microbios.
  • El tipo más común de bacteria es el Streptococcus pneumoniae (neumococo).
  • La neumonía atípica, con frecuencia llamada errante, es causada por otras bacterias.
  • Un hongo, denominado Pneumocystis jiroveci, puede causar neumonía en personas cuyos sistemas inmunitarios no funcionan correctamente, especialmente personas con una infección avanzada por VIH.
  • Los virus, como el de la gripe también son una causa común de neumonía.
Los factores de riesgo que aumentan las probabilidades de contraer neumonía incluyen:
  • Enfermedad pulmonar crónica (EPOC, bronquiectasia, fibrosis quística).
  • Fumar cigarrillos.
  • Demencia, accidente cerebrovascular, lesión cerebral, parálisis cerebral u otros trastornos cerebrales.
  • Problemas del sistema inmunitario (durante un tratamiento para el cáncer o debido a VIH/SIDA o trasplante de órganos)
  • Otras enfermedades graves, tales como cardiopatía, cirrosis hepática o diabetes mellitus.
  • Cirugía o traumatismo reciente.
  • Cirugía para tratar cáncer de la boca, la garganta o el cuello.

Síntomas

Los síntomas más comunes de neumonía son:
  • Tos (con algunas neumonías usted puede expectorar una mucosidad amarillenta o verdosa o incluso moco con sangre).
  • Fiebre que puede ser baja o alta.
  • Escalofríos con temblores.
  • Dificultad para respirar (puede únicamente ocurrir cuando sube escaleras o se esfuerza).
Otros síntomas incluyen:
  • Confusión, especialmente en las personas de mayor edad.
  • Sudoración excesiva y piel pegajosa.
  • Dolor de cabeza.
  • Inapetencia, baja energía y fatiga.
  • Malestar (no sentirse bien).
  • Dolor torácico agudo o punzante que empeora cuando usted respira profundamente o tose.
  • Síndrome de la uña blanca o leuconiquia.

Pruebas y exámenes

El proveedor de atención médica buscará crepitaciones o ruidos respiratorios anormales al auscultar el tórax con el estetoscopio. Dar golpecitos con los dedos sobre la pared torácica (percusión), le ayuda al médico a escuchar y sentir ruidos anormales en el pecho. El proveedor de atención médica probablemente ordenará una radiografía del tórax si tiene sospechas de neumonía. Se pueden ordenar otros exámenes, como:
  • Gasometría arterial para ver si está llegando suficiente oxígeno a la sangre desde los pulmones.
  • Hemocultivo y cultivo de esputo para buscar microbios que pueden estar causando la neumonía.
  • Conteo sanguíneo completo para verificar el conteo de glóbulos blancos.
  • Tomografía computarizada del tórax.
  • Broncoscopia: una sonda flexible con una cámara iluminada en su extremo que se baja por los pulmones.
  • Toracocentesis: extraer líquido del espacio entre el revestimiento externo de los pulmones y la pared torácica.

Expectativas (pronóstico)

Con tratamiento, la mayoría de los pacientes mejora al cabo de dos semanas. Los pacientes de edad avanzada o muy enfermos pueden necesitar tratamiento por más tiempo.

Las personas que tienen mayor probabilidad de tener neumonía complicada incluyen:

  • Adultos mayores
  • Personas cuyo sistema inmunitario no funciona bien
  • Personas con otros problemas de salud serios, como diabetes o cirrosis del hígado

En todas las afecciones mencionadas antes, la neumonía puede llevar a la muerte si es grave.

En casos raros, se pueden desarrollar problemas más graves, como:

  • Cambios potencialmente mortales en los pulmones, que requieren un respirador
  • Líquido alrededor del pulmón (derrame pleural)
  • Líquido infectado alrededor del pulmón (empiema)
  • Abscesos pulmonares

El médico puede ordenar otra radiografía para asegurarse de que los pulmones estén despejados. Sin embargo, pueden pasar muchas semanas hasta que las radiografías se aclaren. Usted probablemente se sentirá mejor antes de que la radiografía se aclare.

La patología esta asociada a:


Índice de enfermedades y patologías


Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. Leer política de cookies

Aceptar