Pedir cita

Pedir cita online

Selecciona el centro donde quieres pedir cita

Sustitución Valvular Aórtica con Cateter

Sustitución Valvular Aórtica con Cateter

¿Qué es?

¿Qué es?

El único tratamiento eficaz para la estenosis aórtica severa es la sustitución de la válvula aórtica nativa por una válvula artificial.
Hasta hace poco, las vávulas aórticas artificiales se implantaban por cirugía cardíaca “a tórax y corazón abierto».
Sin embargo, en los últimos años se ha consolidado como alternativa a la cirugía LA SUSTITUCIÓN VALVULAR AÓRTICA CON CATÉTER (conocida como “TAVI» por sus siglas en inglés), que puede aplicarse a pacientes seleccionados con igual o mejores resultados.
Este procedimiento se realiza sin cirugía y sin anestesia, con sedación y a través de una punción en ambas ingles, todo lo cual evita las complicaciones de la cirugía clásica y permite una recuperación mucho más rápida. El funcionamiento de las válvulas implantadas de esta forma es perfecto, como ya se ha demostrado en cientos de miles de pacientes.


Preparación previa / Pruebas preoperatorias

Antes de realizar el procedimiento es necesario hacer algunas pruebas para seleccionar la prótesis y el lugar por donde se implantará. Estas pruebas suelen ser un ecocardiograma y un cateterismo cardiaco, aunque puede ser necesaria alguna más.


Cirugía / Cómo se realiza

El procedimiento se realiza habitualmente bajo sedación ligera, sin anestesia general. Suele realizarse en el laboratorio de Hemodinámica, y tiene una duración de 2-3 horas.
Durante el procedimiento se implanta un marcapasos provisional (un cable para estimular el corazón), y a continuación se dilata la válvula obstruida y se implanta la válvula nueva introduciéndola por una arteria o directamente a través del corazón, según las características del paciente.


Recuperación

Tras el procedimiento, el paciente suele salir ya despierto y necesita un periodo variable de reposo y observación. Lo más habitual es que se pueda caminar a partir de las 48 horas, y el tiempo de ingreso es de unos pocos días (de 3-7 aproximadamente). Algunos pacientes pueden necesitar un marcapasos definitivo después del procedimiento, si su corazón presenta una frecuencia cardiaca muy baja. Esto requiere una intervención con anestesia  local, que no suele plantear mayores problemas.
Después del procedimiento, probablemente su médico le recomendará un tratamiento especial para proteger la válvula durante unos meses.


Beneficios y riesgos

Diversos estudios han demostrado que la técnica se puede realizar con seguridad. La sustitución valvular con catéter es igual de eficaz que la sustitución valvular quirúrgica, y ha demostrado mejorar la calidad y esperanza de vida de los pacientes con estenosis aórtica severa.


¿NECESITA MAS INFORMACIÓN? CONTACTE CON NOSOTROS.
983 135 555

Contactar

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies. Leer política de cookies

Aceptar